¿Sin espacio? Las excusas de los caracteres en las redes sociales

En la actualidad las redes sociales forman parte de nuestro día a día; acortan distancias, acercan a todos en una sola sintonía, se han convertido en el integrante del almuerzo un domingo y de las reuniones con amigos. Así como también el uso del lenguaje en cada una de nuestras intervenciones en ellas toma protagonismo. Aunque muchas veces no tengamos consciencia de cuántos errores cometemos.

Es común que nos pase que por querer contar una historia nos veamos obligados a sintetizarla porque no tenemos suficiente espacio para ello. Entonces, la solución más práctica que se nos ocurre es hacer el mensaje más corto y lo primero que se nos ocurre es comenzar a prescindir de letras que creemos innecesarias para conformar una palabra, ¿Atroz? Un poco, pero es frecuente verlo.

redes-sociales-escritura

Estas abreviaturas se hacen cada  vez más protagonistas de nuestras interacciones en la web. Por la inmediatez que tienen las redes sociales hace que todo sea más fácil hoy en día, primero lo vez en Twitter antes que en cualquier otro lado, las personas deciden consumir contenido en Youtube que por la televisión, prefieren ver fotos por Instagram que en los álbumes familiares, pero ¿Quién ve fotos en un álbum?

omg

La celeridad de la tecnología nos obliga a estar viviendo en una vorágine de información y contenido que muchas veces no nos damos cuenta de cuántas cosas estamos consumiendo. Dentro de esa rapidez por comentar primero una foto o por tuitear el tema del momento, pasamos de largo algo muy importante, el lenguaje.

En las redes sociales abundan las personas que tienen la costumbre de cortar las palabras, es común ver: Bn, en lugar de bien o pq, en vez de porque. Es muy probable que esta costumbre haya comenzado en la época de Messenger y también con los  SMS que obligaban a todos a escribir con un límite de caracteres. Eso se ha mantenido con el tiempo y no es raro ver estas “faltas de respeto” a nuestra lengua.

messenger

Es como si escribir bien y respetando las normas del lenguaje no importara nada. Las generaciones más jóvenes tienen incorporado el chip de las abreviaciones, creo que por momentos no saben que escribir quiero, en vez de kiero es la forma correcta de hacerlo. Esto sin duda afecta enormemente las generaciones futuras que se ven envueltas en un mar de faltas ortográficas e irregularidades semánticas.

Vociferar agravios a aquellos que ponen en vergüenza a la lengua sería caer en la misma falta, pero se merecen algunos cuantos.  Recordar que “ahorrar” espacio o caracteres no es excusa para olvidar como escribir bien.

Marcar el Enlace permanente.

No se admiten más comentarios